sábado, 21 de mayo de 2011

¡Que vienen los rojos! (II): El (enésimo) 13-M del PP.

Textos de SMS enviados al programa de Intereconomía "El Gato al Agua" (Arregle usted España cómodamente desde el sillón de su casa por 1´42 euros, IVA incluido):

"Yo votaba en blanco, pero el domingo votaré PP".

"No pensaba votar, pero vistas las barbaridades de la izquierda, votaré al PP".

"Me convence el PP más que nunca. España, no nos falles. Vota PP".

"Visto esto cambio mi voto. Votaré al PP".

"No iba a votar, pero ahora votaré al PP".

"Todos con el PP para acabar con el circo de la Puerta del Sol".

"Todos a votar el domingo. La abstención beneficiará a la izquierda y a los separatistas".

"Gracias a los manifestantes, votaré al PP".

¿Qué torpe es este Rubalcaba, no?...Diríase que está ocurriendo lo contrario de lo que se supone que pretendía...Para ser un semidios cuasiomnipotente y cuasiomnisciente, con ojos, oídos y tentáculos por todas partes, lo hace fatal.

¿Los perjudicados de la enésima operación in extremis de fidelización del voto no-de-izquierdas al PP? Como recordaba Luis del Pino anteayer, el PSOE no será uno de ellos. Serán los partidos que aspiraban a arrancarle unos cuantos miles de votos al PP para conseguir ocho o diez concejales. Con un canto en los dientes se deberían dar algunos si, mañana por la noche, todavía conservan uno o dos.

PS: ¿Que cómo sabemos que es Rubalcaba el que maneja todo esto? Pues muy sencillo: porque lo que sabemos, seguro, es que no es el PP. Hala.

PPS: La imagen, para recordarles que todo esto es más de lo mismo de siempre. El problema es que, como le pasó al pastor del cuento, el día que de verdad vengan los rojos, nadie se lo va a creer.

16 comentarios:

Maite C dijo...

Es que los rojos ya están aquí. De hecho fueron los grandes artífices de la transición.

¿Acaso Rodriguez Zapatero no ha estado haciendo la política de los rojos, anticlericalismo incluído?.

Lo que les falta es acabar de dominar la situación, a pesar de que la oposición parece que le haya dado siempre "carta blanca", sea por omisión, sea por conveniencia.

En cuanto a los SMS envíados a "El Gato al Agua" no son ninguna novedad. Siempre aparecen los mensajes que interesan a Intereconomía, que son los de apoyo total al PP, auténticos dirigentes en la sombra del Grupo en cuestión.

Y sí alguna vez alguien ha envíado algún mensaje que no les sea politicamente correcto (que creo les llegan muchos), no aparecen en pantalla.

Por lo tanto, no es que ocurra lo contrario de lo que se supone que pretenden "esos rojos", es que nos consta, que es distinto.

Maite C dijo...

En la última frase de mi comentario, debe leerse:

"no nos consta, que es distinto".

Museros dijo...

No, Maite.

Los artífices de la transición fueron los de la derecha de toda la vida.

Los rojos eran cuatro, por aquel entonces. Fue la derecha la que llevó a cabo el cambio de régimen.

SMS de apoyo al PP eran todos, como siempre ocurre en este programa. Eso, como bien dices, no es novedad. Lo llamativo son los sms tipo "no iba a votar al PP, pero voy a hacerlo porque esto es una emergencia nacional". Que es lo que lleva pasando 35 años, como ya digo. Espero explicarlo mejor y con más detalle en otro post.

Un abrazo.

Maite C dijo...

He dado por descontado que los de la derecha de toda la vida fueron los artífices de la transición porque era más que obvio.

En este caso me limitaba a contestar a tu entrada que se refería a los rojos (no eran cuatro), y por encima siempre la Masoneria.

Museros dijo...

Incluso entonces el cambio de régimen, para ser aceptado por los españoles, fue presentado por la derecha que lo realizó (Suárez y compañía) como la única forma de frenar una nueva guerra civil...

Que esto es lo mismo de siempre de toda la vida...

Museros dijo...

Maite:

Durante el franquismo, el PSOE estaba completamente desaparecido (y fue resucitado desde dentro del Movimiento Nacional). El PCE eran cuatro, y otros partidos aún menos. La derecha que llevó a cabo la transición fue la que legalizó el PCE, entre otras cosas, y dirigió a las masas para que aceptasen el nuevo régimen.

Claro que, para verlo de otra forma, siempre podemos recurrir al topicazo derechista de que los políticos de derechas que hacen cosas malas no son "la derecha", sino rojos infiltrados o masones.

Museros dijo...

Recordemos otro pequeño detalle, nunca negado por nadie: Felipe González viajaba por toda España con escolta proporcionada por el gobierno de Arias Navarro, cuando Franco aún no había muerto.

Y ahora resulta que el PSOE es el enemigo de la derecha...jajajaja...

Un abrazo.

Maite C dijo...

Al final del franquismo la izquierda entre comunistas y socialistas no eran cuatro como dices. Te lo demuestro más abajo.

Por supuesto, el PCE fué legalizado por Súarez un Viernes Santo (me acuerdo perfectamente) y a consecuencia de ello, dimiteron del gobierno varios militares, entre ellos el Almirante Pita da Veiga, Ministro de Marina.

Elecciones generales de 1997:

Adolfo Súarez (UCD) DDTLV
Votos: 6.310.391

Felipe González (PSOE)
Votos: 5.371.866

Santiago Carrillo
Votos: 1.709.890

Manuel Fraga (AP) DDTLD
Votos: 1.504.771

Enrique Tierno Galván
Votos: 816.582

Sí sumas los votos de la derecha (DDTLD)por un lado, y los de la izquierda por otro, verás que más o menos están a la par. Con lo cual, visto lo visto, los rojos en España eran practicamente el 50%.

Ahora bien, la Masoneria existe y el mal está en ella, pertenezcan los de derecha o los de la izquierda.

Maite C dijo...

Al ir rápido he puesto un 9 en lugar de un 7.

Se entiende que hablo de las elecciones de 1977.

Si quieres, lo corriges tu mismo.
Gracias.

Museros dijo...

Hola, Maite.

Cuando digo que "los rojos eran cuatro", hablo de los políticos, no de la gente dispuesta a votarles tras meses de precampaña o campaña electoral y unos cuantos años de manipulación en los medios de comunicación del régimen

¿Cuánta gente había, en España, dispuesta a votar al PSOE o al PCE, en 1974? ¿Seguro que un 50%?.

Otra cosa son los resultados que muestras tras varios años de cambio progresivo de régimen político propiciado, desde el poder (repito), por la derecha de toda la vida (que fue la que le abrió las puertas de par en par a todos estos malvados rojos de los que ahora resulta que nos quería proteger).

Museros dijo...

Cambio propiciado por la derecha antes y después de la muerte de Franco, añado.

Maite C dijo...

Pues claro que habia gente en 1974 dispuesta a votar al PSOE o al PCE sí se hubiera terciado. Que fuera el 40% o el 50% en este preciso momento, no es significativo.

Ten en cuenta que los movimientos sociales y obreros antifranquistas se empezaron a gestionar a partir de la segunda mitad de los años sesenta. Lo que ocurría es que la mayoría de la gente no se atrevía a expresarse en voz alta.

O sea que el resultado de las elecciones de 1977 fué la consecuencia de lo que ya se estaba cociendo desde hacia muchos años, tanto por parte de la izquierda como de "esta derecha" que mencionas.

Museros dijo...

Vale, Maite, sigamos tirando del hilo...

¿Gobernaba la izquierda en España a finales de los sesenta, mientras se consentían con toda la manga ancha del mundo las actividades de los escasos militantes izquierdistas -tontos útiles- que había?.

En realidad, hablar de "izquierda" y "derecha" es retórico. La sopa de siglas (incluidos los partidos de izquierda) de las elecciones de 1977 (y de todas las demás) no son más que el reparto de cromos que se hicieron entre un buen número de altos cargos del franquismo y sus familias.

Y todo, consentido y realizado por y desde la derecha. No deja de ser una broma (si lo pensamos un poco) llamar "izquierda" a partidos constituidos y dirigidos (hasta hoy) por gente del Movimiento Nacional y/o por sus descendientes.

Un abrazo.

Museros dijo...

Vamos, que no niego que la izquierda exista. Lo que digo es que, en España, la izquierda la montaron una serie de señores muy de derechas, y hoy en día, siendo un negocio que deja abundantes réditos, sigue dirigida por sus hijos.

Como un cortijo o una ganadería familiar, vamos.

Unos heredan El Corte Inglés, a otros su papá los pone a dirigir Banesto, y a otros sus padres o sus suegros los ponen a dirigir el PSOE.

Embajador en el Infierno dijo...

Pero Museros, hombre, ¿tu te crees que los SMS que aparecen en esos programas los mandan los televidentes?. Pues yo te digo que no, y que esos que señalas están pensados precisamente para sacar algo de tajada de la situación y hacer que el personal se levante del sillón.

Mi sensación preliminar (muy preliminar y muy sujeta a cambios porque no me he enterado de nada de lo que está pasando) es que todo el jaleo de la Puerta del Sol es una magnífica maniobra de la partitocracia entera en plan cuando salimos todos juntos a la calle después que Tejero hiciera la barbaridad aquella y Juan Carlos salvara la democracia que nos habíamos dado nosotros a nosotros mismos. O sea, que lo de la Puerta del Sol despertará al dormido voto de izquierdas y al dormido voto de derechas por igual. Leo las propuestas de los acampados (Aquí) y me quedo más frío que mi nevera: socialismo con conservantes y colorantes (timida petición de listas abiertas- pero listas al fin-, tímida (y sorprendente) petición de una especie de mandato imperativo, y ya..l..) o sea social-democracia light que es el sistema que impulsan tanto PP como PSOE.

Museros dijo...

Hola, Embajador.

Es evidente que no todos los sms que se envían a esos programas los mandan los "televidentes de a pie", pero creo que algunos/bastantes/muchos, sí. Entre ellos, algunos de la temática citada del "no iba a votar al PP, pero (¡mecachis! ¡otra vez!) estamos ante una emergencia nacional, así que...".

Veremos qué pasa hoy, pero veo más movilizada a la derecha que a la izquierda. A la izquierda, además, me la imagino dispersando algo más el voto hacia UPD e IU.

En cambio, creo que la "no-izquierda" (para simplificar) aglutinará sus votos en el PP, tanto o más que de costumbre (y algo más de lo esperado para esta ocasión).

El objetivo de estas campañas tipo "¡los rojos nos comen!" no es tanto hacer daño a la izquierda como anular toda posibilidad de que otros partidos de la "no-izquierda", aparte del PP y los nacionalistas ya conocidos, consigan representación. Creo que los pequeños partidos "no-de-izquierdas" y algunas candidaturas independientes van a ser los más perjudicados por todo esto.

Un saludo.